Claudia Serapio abandona el frente renovador con serias acusaciones por la muerte de su hijo

Claudia Serapio, mamá de Nicolás Gamboni, el adolescente asesinado el 19 de agosto de 2016, cuando delincuentes quisieron robarle el celular y le dispararon un balazo en la cabeza en la esquina de Esquiú y Aguilar de Lanús Este, comunicó su alejamiento del Frente Renovador reiterando serias acusaciones contra el presidente del club Lanús y concejal del Frente Renovador Nicolas Russo y Sebastian Beroldo.

CARTA DE CLAUDIA SERAPIO A LOS COMPAÑEROS DEL FRENTE RENOVADOR

Compañeros:
En el tiempo que tengo de militancia no encontré lugar donde me sintiera más cómoda, querida y respetada que en el Frente Renovador y como conozco de qué trata la política, lo que menos quiero es generar nada que implique un daño directo a quienes fueron nobles conmigo, así es que no tengo más que entender y hacer lo propio. En tiempos donde las discusiones se centran en un único interés debo aclarar que no se trata de cargos ni de competencias por los mejores lugares en las listas; se trata de principios morales, honor y valores, cosa que muchos no entienden porque no conocen.
Desde hace algún tiempo que debatimos la necesidad de decidir de qué lado de la sociedad nos ponemos, si lo hacemos del lado de la gente de bien o del lado de la delincuencia, más aún cuando nuestros valores nos obligan a ser consecuentes con nuestro accionar.
Me permito contarles para que se entienda lo que me motiva. Cuando matan a mi hijo y a partir de las investigaciones y trascendidos veraces pudimos saber que los responsables eran personas relacionadas con la barra del Club Lanús y que hubo quienes intentaron direccionar la investigación hacia otro lado. Estos últimos forman parte de nuestro espacio político. No conforme decidieron no acompañar nuestro pedido de justicia, por el contrario, hicieron todo para impedir que quienes pertenecen a su entorno se acercaran a la familia, Y MAS…. Desde mi lugar y como parte del Frente Renovador cuestioné duramente a los concejales “del club Lanús”. Para el presidente del bloque, Nicolás Russo, monté una “opereta política”, y Sebastián Beroldo intentó en diálogo personal con un allegado a la familia -quien llevaba a cabo la investigación- redireccionar la identidad de los asesinos de mi hijo, manifestando y señalando a otros, cuando por las investigaciones sabíamos quiénes eran y de dónde provenían , como también teníamos en claro que el padre de quien disparara el arma que provocó la muerte de Nico, era funcional a ellos o al club, que es lo mismo . Comprendo sus intereses, pero no puedo saber sus razones. Mis razones son los de una madre que, levanta la bandera de “Justicia por Nico” y la voy a buscar hasta el último día a pesar de quien se cruce en el camino.
Hoy el Frente Renovador en Lanús y la tercera sección piensa llevar en sus listas a estos como lo mejor, cosa que estoy segura no es así. Tengo un compromiso con la memoria de mi hijo y con mi familia y en honor a todo lo que pregono no tengo más que despedirme convencida que hay más gente buena como uno que gente como ellos.
Les agradezco a todos por el apoyo de siempre. Fui consecuente en relación a mi doctrina y trabajé duro para que no fuera un relato, intenté siempre que mi actitud fuera un reflejo, Pero mi capacidad de concesión en ésta no me asiste: es un límite que no es posible transgredir. Porque las personas como nosotros tenemos poco que legar a nuestra descendencia; es por ello que le damos tanto valor a nuestro nombre, limpio, transparente y sin cuestionamientos. Que no es poco.
Quiero enfatizar que Nico era un militante del Frente Renovador.

Seguramente a la vuelta de la vida política nos vamos a volver a encontrar y va a ser nuevamente un enorme honor.

CLAUDIA R. SERAPIO

Start typing and press Enter to search